📣 Promoción semillas Marihuana 2024

¿Cómo Engordar Cogollos de Marihuana? Trucos y consejos

Actualizado el día 23 enero, 2024 por Rubén Tomás Vidal

Los cogollos más gordos y pesados de marihuana son los que poseen más THC, por lo que su efecto es más potente y por consiguiente de mejor calidad. 

Lograr que tus plantas produzcan cogollos abundantes y de alta calidad puede ser todo un desafío. Afortunadamente, existen algunos trucos y consejos que puedes seguir para lograr el engorde de cogollos de marihuana y mejorar la calidad de tu cosecha. 

En este post, te mostraremos algunos de los mejores consejos para conseguir cogollos grandes y sabrosos. 

6 Consejos para unos cogollos gordos y sanos

Te ofrecemos una serie de 6 trucos y consejos para que puedas engordar los cogollos de tus plantas de marihuana y obtener una cosecha abundante y de calidad.

1. Variedades de cannabis para engordar cogollos

La genética de tus plantas es un factor decisivo para lograr que engorden los cogollos. Así pues, no todas las variedades de cannabis tienen el mismo rendimiento. 

Por consiguiente, si estás en búsqueda de una mayor producción, debes inclinarte por el cultivo de cannabis con mayor potencial de engorde y rendimiento:

  • Critical. Esta variedad es muy popular por su alta producción de cogollos y su rápido crecimiento. Además, tiene un sabor dulce y afrutado.
  • Cheese. El sabor a queso y su alto contenido de THC son los aspectos que más caracterizan a esta variedad. Sus cogollos son densos y pesados.
  • OG Kush. El aroma del OG Kush es fuerte y terroso. Tiene un alto contenido de THC.
  • White Widow. El sabor de esta hierba es dulce y floral. Sus cogollos son grandes naturalmente. Es reconocida por la revista Popular Science como “una de las [cepas] más populares del mundo”.
  • Amnesia Haze. Esta variedad es conocida por su efecto cerebral y energizante. Produce cogollos grandes y densos con un alto contenido de THC.

Recomendaciones adicionales:

Al momento de elegir la mejor variedad para tu cultivo, es esencial que tomes en cuenta factores como:

  • El espacio disponible
  • El clima
  • La experiencia en el cultivo

Por último, y no menos importante, es fundamental adquirir semillas de calidad de una fuente confiable para asegurarse de obtener las mejores plantas posibles.

2. Fertilización adecuada para la fase de floración

Así como la nutrición en los seres humanos incide en nuestra productividad, de igual manera el uso de fertilizantes durante la fase de floración contribuye a la calidad de los cogollos. 

Utiliza fertilizantes que sean ricos en fósforo y potasio. El fósforo incide en el desarrollo de raíces fuertes y aumenta la producción de flores y frutos. 

El potasio, por su parte, ayuda a la planta a resistir el estrés y a aumentar la calidad y el tamaño de los cogollos. 

3. Temperatura y humedad

Tus plantas deben disfrutar de un ambiente sano, esto se traduce en una temperatura entre los 20 y 28 grados Celsius durante el día y entre los 15 y 20 grados Celsius durante la noche.

Por otra parte, la humedad debes mantenerla entre el 40% y el 60% durante la fase vegetativa y entre el 40% y el 50% durante la fase de floración. 

Recomendaciones:

  • Utiliza ventiladores para mantener el aire en movimiento y evitar que se acumule calor en un solo lugar. Así controlas la temperatura.
  • También puedes utilizar sistemas de enfriamiento o calefacción, dependiendo de las necesidades específicas de la zona donde se encuentra tu huerto de marihuana.
  • Pueden utilizar humidificadores o deshumidificadores para regular la humedad.

4. Técnicas de poda y defoliación

La poda es muy importante para estimular el correcto crecimiento y desarrollo de las hierbas, pero estas deben implementarse de forma moderada y en momentos específicos. Así previenes el estrés en la planta. Este tipo de cuidado se le llama “poda selectiva y la defoliación moderada”.

Recomendaciones:

  • En la poda corta las hojas o ramas en la fase vegetativa de la planta, antes de que comience la floración.
  • En cuanto a la defoliación, retira las hojas viejas o las más grandes de tus plantas a fin de que la luz y el aire lleguen mejor a las ramas y cogollos más nuevos.

5. Iluminación adecuada para la floración

La luz es esencial para que cualquier plantación crezca. Si tu objetivo es lograr cogollos de marihuana densos y gordos, debes supervisar que las lámparas de cultivo le den la luz requerida a tu huerto.

Procura que la luz no esté muy cerca, ya que pueden quemarse. Tampoco pueden estar muy lejos, porque ralentizará el crecimiento de las mismas.

Recomendaciones

  • Aplica luz roja y naranja durante la fase de floración, así puedes estimular la producción de flores y resina.

6. Riego y drenaje

Debes dejar que el sustrato se seque, para ello debes evitar el exceso de agua. En adelante, compartiremos algunos trucos para que puedas controlar el riego y el drenaje:

  • Observa las plantas. Si las hojas están caídas y el sustrato está seco al tacto, es el momento ideal de regar. Si las hojas están amarillentas y el sustrato está húmedo, quizás están recibiendo mucha agua.
  • Sustrato. Asegúrate de que el sustrato no esté compactado. Debe ser poroso con buena aireación para un buen drenaje.
  • Riega con moderación. Asegúrate de que el agua llegue a todas las raíces y no solo a la superficie.
  • Permite que el sustrato se seque ligeramente entre riegos. Debes esperar a que la capa superior del sustrato esté seca al tacto antes de volver a regar.
  • Asegúrate de que haya un buen drenaje. Utiliza macetas con agujeros en la base y coloca una capa de grava o piedras en el fondo para mejorar el drenaje.

En conclusión, lograr el engorde de cogollos no es complicado, requiere de algo de tiempo y atención desde el mismo momento en que decides hacer tu propio cultivo de marihuana en casa.

× ¿Te ayudamos?